google-site-verification: google4de8d2c53f298c40.html
 

La generación ofendida. Policía cultural y del pensamiento.

En la actualidad, periodistas, escritores, guionistas, profesores, etc., deben tener cuidado en qué cosa decir y cómo decirlo. Lo políticamente correcto está impregnando todo tipo de texto, opinión, etc. Es que hay que estar precavido con lo que uno escribe o dice, ya que no debería ser ofensivo para alguien o algún grupo determinado.


Las preguntas empiezan a emanar ¿hay algún límite?, ¿Dónde queda la capacidad de discernir? ¿se puede no coincidir? ¿ se puede uno oponer?, entre tantas otras. La autora Caroline Fourest, nos demuestra hasta qué punto del ridículo se llega en la sociedad actual, en donde basta definir algo como “apropiación cultural” o una opinión como “ofensa”, para que sea censurada y denostada. Así por ejemplo en Canadá, alumnos quieren prohibir la enseñanza del Yoga por pertenecer sólo a la India.; en Francia hay un día en el que es obligatorio el uso del “Hiyab” en las universidades y países dónde la palabra negro provoca escozor, entre otros ejemplos.


La autora advierte que esta especie de “policía del pensamiento”, no es culpa (solo) de los jóvenes sino que principalment