google-site-verification: google4de8d2c53f298c40.html
 

Purmamarca, la morenada y los artesanos

Actualizado: 10 ene

Purmamarca fue declarada en el año 2003 Sitio Patrimonio Cultural de la Humanidad de la Unesco debido a su enorme valor cultural. Caminando por sus estrechas calles, una mañana del 27 de noviembre, vimos bajar de los cerros una pequeña procesión con Santa Cecilia. La música invadió Purmamarca y la gente se agolpó frente a la entrada principal del templo. Era “La morenada central cocanis”, desde la ciudad capital San Salvador, para ser parte de las celebraciones de Santa Cecilia, Patrona de la música que fue el 22 de noviembre. Los trajes multicolores y brillantes de los integrantes concentraban la atención de los turistas que fotografiaban y filmaban cada uno de sus movimientos. Al ingresar con la imagen de la Santa a la iglesia, no se podían tomar fotografías, pero sí participar de la celebración.

La morenada es una danza folclórica del altiplano. Este baile se práctica principalmente en Bolivia y Perú​ y en los últimos años, con la inmigración boliviana y peruana,​ en Chile, Argentina​ y otros países.


La iglesia, construida en 1648, fue declarada Monumento Histórico Nacional en 1941, y la inmaculada Iglesia Santa Rosa de Lima mira desde el frente de la plaza principal de Purmamarca.

Su única y angosta nave, adornada por imágenes y pinturas cuzqueñas del siglo XVIII, es una fiel demostración de la historia y la tradición de la zona.

Exteriormente presenta muros de adobe, mientras que en su interior posee una típica carpintería de cardón. Puede contemplarse en ella una admirable colección de cuadros cuyas escenas relatan la vida de Santa Rosa de Lima.


A un costado de la iglesia, permanece el Algarrobo Histórico bajo la sombra del cual descansaran las tropas del General Manuel Belgrano en la época de la lucha por la independencia.

Al salir de la celebración, la plaza repleta de vendedores ofrecían sus trabajos colocados en sus puestos por la Plaza 9 de Julio y sus alrededores. Amables y respetuosos, esperan pacientes con una sonrisa a los visitantes, dispuestos a ofrecerles mucho más que sus artesanías.

Toda decoración tiene su significado. Relacionada con la vida de los pueblos y su historia, las artesanías están muy ligadas a la simbología de la ideología del artista que las realizó.

Ellos quieren que sepas que el valor de sus artesanías es mucho más que un simbolismo cultural e histórico del lugar, si no que éstas conforman una de las principales fuentes de ingresos para éste pequeño pueblo.


“Comprar una artesanía va más allá de llevarte un simple y hermoso recuerdito de Purmamarca, es también ayudar a una comunidad, día a día, a generar sus propios ingresos sin tener que alejarse de su tierra nativa, de su querida Pachamama; sin tener que volverse dependientes a otras fuentes de trabajo, es apoyar la igualdad de oportunidades. Comprar una artesanía es perpetuar un legado, una historia, una tradición que se ha pasado de generación en generación durante miles de años y que se busca preservar por muchos más.” (espacio Purmamarca)


Artesanos y la pandemia

El año pasado, los llamaron de Suiza para hacerles un pedido y después plantearon exigencias de calidad, por lo cual tuvieron que hacer una videollamada para mostrar el producto bien de cerca y que vean todos los detalles. Es decir que concretaron esas ventas porque se cumple con todas las exigencias. Es un logro muy grande porque hacía meses que estaban con esa plataforma y en ese tiempo exportar, fue una gran alegría y una gran experiencia para ellos. Este modo de venta no se les hubiera ocurrido de no ser por la cuarentena (serindustria.com.ar).


Cerro de los Siete Colores

En el ingreso luego de salir de la ruta 9 y entrando unos 4 km a la 52, detrás de una curva, se aprecia una maravilla de la naturaleza: el cerro de los siete colores.

Los colores se huelen desde la ruta que lleva a este paisaje inolvidable. Colores que significan mucho para todos los que habitan Purmamarca. El rosa está compuesto por arcilla roja en su mayoría, el blanco conformado por piedra caliza, la zonas con pardo, marrón y morado afectada por plomo y margos arnidosos, el rojo se debe a la combinación de hierro y arcilla, el verde compuesto por filitas y óxido de cobre, pardo terroso conformado en su mayoría por magnesio y el mostaza por azufre.


La mejor parte del día para apreciar los colores es por la mañana y hasta el mediodía





Silvia Mabel Vázquez


51 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo